fbpx Saltar al contenido

Cómo cansar a un Alaskan Malamute

Los perros de esta raza son muy sociables y necesitan atención y compañía. Más allá de que no son ladradores, aullarán si se sienten solos o desanimados. No marchan bien como perros guardianes, puesto que son una raza bastante segura. Más allá de que son geniales para el entrenamiento, sus adoptantes han de estar familiarizados con la corrección de determinados hábitos de los perros chiquitos.

Los perros Alaskan Hooch son muy capaces, pero también son testarudos. Esto quiere decir que son bien difíciles de supervisar para la gente que no están habituadas a entrenar perros enormes y enérgicos como estos. Esta raza también es cariñosa y juguetona. Verdaderamente valora la actividad, pero también va a estar feliz de abrazarte en el final del día.

Índice

El intelecto del Malamute

El Alaskan Malamute está en el puesto 50 del top del neuropsicólogo Stanley Coren, bien conocido por sus estudios sobre el comportamineto can y su relación con el hombre. Esto quiere decir que tiene sabiduría servible y obediencia promedio. En resumen, necesita de 25 a 40 reiteraciones para estudiar un comando, y la práctica regular va a ayudar a consolidarlo. Responde al primer intento necesariatamente el 50 % de las ocasiones y su contestación puede ser lenta y menos predecible si el perro está a distancia.

Esta clasificación se refiere a el intelecto servible, o sea, al nivel de obediencia del perro. Esta sabiduría está influida tanto por su aptitud de estudiar como por su intención de seguir órdenes.

4ª etapa: de la semana 13 a la 16

A los 4 meses el cachorro ahora tiene un avance mental y sensible bastante terminado.

Este es el instante en que debe empezar un entrenamiento mucho más serio, con menos juego y mucho más especialidad. Esto no significa que vamos a tener al perro como soldado, sino deberá estudiar algunos hábitos para una convivencia feliz para todos.

Alaskan Malamute adulto

Si escoge una dieta de calidad, el Alaskan Malamute adulto no necesitará otros alimentos para sentirse sano y con energía. Caso de que apuestes por obsequiar comida casera, ten en cuenta que una tercer parte de las proporciones consumidas ha de ser carne, otro tercio verdura y otro tercio arroz.

Una aceptable opción alternativa es darle una dieta rica en proteínas, vitaminas y minerales que, aparte de darle de comer apropiadamente, le aporte la energía que necesita todos los días. Por otra parte, una dieta que sostenga la piel y el pelaje saludables estaría bien para esta raza de perro, que utiliza su pelaje para protegerse de los elementos.

La Boomer Ball para animarle a realizar ejercicio y entretenerse

Le tiras la pelota, el MALAMUTE DE ALASKA corre, le ocultas la pelota, él la busca…. A fin de que consigas entrenar a tu MALAMUTE DE ALASKA si es un tanto perezoso. Y compartirán instantes de cooperación.

Esta pelota combina las ventajas anteriores con los de los juguetes chirriadores pues hace estruendos en el momento en que rebota.