fbpx Saltar al contenido

Cuál es la mejor manera de educar a un perro

Es habitual pensar pasar el mayor número de horas posible con nuestro cachorro. ¡Es tan hermoso! Pero la verdad es que en el final deberemos dejarlo en paz. Así sea para proceder a trabajar o para ayudar a una asamblea a la que no consigas llevarlo.

📖 Índice de contenidos

¿Qué cuidados necesita un cachorro?

Tener un cachorro es una gran inversión de tiempo y dinero, no es moco de pavo ni económico. Tanto tú como tu familia debéis ser siendo conscientes de que el perro necesitará por lo menos tres paseos cada día, lleve a cabo frío, calor, lluvia o nieve.

Aparte de los paseos, hay que proteger su educación todo el tiempo. La educación de un cachorro no se aplica a lo largo de una semana y en este momento, hay que remarcar a lo largo de toda su historia. Más allá de que es verdad que es a lo largo de sus dos primeros años de vida en el momento en que más tiempo deberíamos dedicarle.

Ejercicio práctico

Para que tu cachorro no tenga temor, lo que te sugiero es realizar una lista de todo cuanto compone su día a día, pensando alén del presente. Por ejemplo, si aún no tienes hijos pero piensas tenerlos en algún instante, es esencial que tu perro sepa que debe estar cubierto de pequeños desde este momento. Lleva a tu cachorro al parque, deja que juegue con los más pequeños, hazle una visita a tus sobrinos que seguro van a estar contentos de tener un cachorro con quien jugar.

Cómo educar a mi perro para que lleve a cabo sus necesidades

Esta pertence a las primeras cosas que deberá estudiar tu cachorro en el momento en que llegue a casa. Al comienzo indudablemente deberá llevarlo a cabo en el hogar hasta el momento en que tenga sus vacunas y logre salir. Entonces, te enseñaremos cómo llevarlo a cabo en un espacio concreto de la vivienda, como por ejemplo en un periódico o un remojo; siempre y en todo momento ha de estar exactamente en el mismo sitio y siempre y en todo momento libre. Felicítelo toda vez que lo haga bien y también ignórelo en el momento en que no lo lleve a cabo.

Para instruir a un perro a realizar sus necesidades en la calle, deberás sacarlo muy seguido, cada dos o tres horas, y premiarlo toda vez que lleve a cabo pipi o caca. En ocasiones necesitan largas travesías para llevar a cabo sus necesidades al aire libre. Ve reduciendo el intervalo de salidas hasta entablar cuál va a ser tu horario frecuente, por ejemplo, mañana, tarde y noche.

¿Cómo enseñarlo?

Una de las maneras más funcionales de educar este comando es mostrándole al perro una gominola o gominola y dejando que la huela un rato. Entonces, encierra la gominola en tu mano y, con el puño, dibuja una línea imaginaria desde la cabeza hasta la espalda del perro, mientras que le indicas la palabra «siéntate» o «siéntate», como gustes. Tras múltiples intentos apreciarás que el perro se sienta en el momento en que realizas esta acción.

Un punto elemental es que tienes que mantener un comando persistente para este comando, cuando hayas empezado. Por poner un ejemplo, si tu palabra es «sentado», tienes que seguir adiestrando con esta palabra. El perro registrará esta palabra en su cabeza para relacionarla con este comando.